Córdoba: Fuerzas Armadas explotarían 400 propiedades de manera ilegal

Judiciales 23 de abril de 2018 Por
La denuncia la presentará el abogado Fabián Moscovich en Tribunales Federales. Los inmuebles habrían sido obtenidos por “apropiaciones ilegales directas” y “peajes” a civiles.
multimedia.grande.8452932f4d8a0331.42617272696f732d6d696c6974617265735f6772616e64652e6a7067

El caso Astori, la punta del ovillo
Las Fuerzas Aéreas de Córdoba aparecieron en el centro de la escena en Córdoba cuando este diario publicó cómo usufructúan, desde 1978, propiedades que Astori había construido inicialmente para sus empleados pero que terminaron en sus manos, luego de una supuesta venta del Banco Hipotecario Nacional.

Esta cuestión hizo que salieran a la superficie de la actualidad muchos otros casos en nuestra provincia de iguales características en los que las FFAA administrarían alrededor de 400 propiedades en idéntica situación, las alquilarían sin tener títulos de propiedad definitivos y las desalojarían arteramente amparándose en una ley de dos artículos del gobierno de facto de Onganía, que obliga a la Justicia a proceder sin más trámite que su invocación para dejar desocupados los inmuebles.

Esta norma tuvo como intencionalidad permitir al Estado Nacional la recuperación de inmuebles que sean de su propiedad y que se hubieran dado a terceros en concesión.
La ley referida (17.091) explicita que todo juez federal no puede omitir ni interpretar si no hacer cumplir los alcances y efectos exactos, y no cualquier otro, que de dicha ley se desprenden.

Propiedades en más de seis barrios capitalinos
La maniobra en su plenitud comenzó a develarse por la aparición de un testigo, un ex militar que conoció desde adentro los mecanismos que se utilizan y que será el eje central de una megadenuncia que se realizará esta semana en los Tribunales Federales de esta provincia por el abogado Fabián Moscovich, que ha intentado, hasta ahora sin suerte, que los juzgados le exijan a las FFAA que acrediten la propiedad de algunas de estas propiedades en la causa de las casas de barrio Ampliación Palmar de la ciudad de Córdoba.

La maniobra en su plenitud comenzó a develarse por la aparición de un testigo, un ex militar que conoció desde adentro los mecanismos que se utilizan y que será el eje central de una megadenuncia que se realizará esta semana en los Tribunales Federales.
Además se pedirá la investigación acerca del dinero que los militares obtienen por estas transacciones porque tienen la certeza de que no llegaría a las arcas del estado. Barrio Ampliación Palmar, barrio San Martín, barrio Alberdi, barrio Los Olivos, barrio Viejo Matienzo, barrio Güemes, entre otros, son fieles testigos de los centenares de inmuebles manejados supuestamente de manera indiscriminada e ilegal para obtener beneficios dinerarios personales varias veces millonarios.

La megadenuncia penal intentará esclarecer estos hechos en los que Moscovich consideró, que “desde la propia época militar, la Fuerza Aérea maneja tal cual fuera una inmobiliaria privada cerca de 400 inmuebles en Córdoba, y que ya fueran como fruto de apropiaciones ilegales directas o como cobro de peajes a civiles y empresarios para, a cambio, obtener datos sobre familiares desaparecidos o en casos de las empresas poder realizar negociados sin ser molestados por el llamado Proceso de Reorganización Nacional”.

“Una banda delincuencial asentada en las FFAA”
El abogado patrocinante aseguró además que se trata de una “una banda delincuencial asentada en la FFAA que viene cobrando ilegalmente suculentas sumas dinerarias desde la época de la dictadura militar, que reposan finalmente en los bolsillos personales de la asociación ilícita” y en este sentido agregó: “Poseo prueba suficiente para acreditar en sede judicial sobre la existencia de la asociación ilícita que viene operando desde el propio corazón de la Fuerza Aérea Argentina en la ciudad de Córdoba”.

Aún con la manifiesta inconstitucionalidad de la legislación dictada en épocas de oscurantismo, surge de la simple lectura que el artículo primero de la mencionada norma le exige al Estado la acreditación de la titularidad registral de la propiedad. La Fuerza Área Argentina no ha realizado ni mínimamente conforme a derecho siendo el único requisito que la legislación exige en las causas que se tramitan desde el año pasado en el Juzgado Federal N°3, a cargo del Dr. Hugo Vaca Narvaja, por las casas que Astori construyó para sus empleados y que figuran como propiedad de un fideicomiso a nombre de Andrés Felipe Bernardi, el contador de la empresa constructora de las últimas décadas.

“Sin acreditación de titularidad”
Sin la existencia de la propiedad estatal (derecho de dominio sobre el bien), no existe jurídicamente posibilidad alguna de tramitar una pretensión de desalojo bajo los efectos y alcances de la legislación en cuestión. Sin embargo, la Justicia Federal le da curso como si nada de esto sucediera. Es decir, que las propiedades que son y figuran como propiedad privada de uno de los empleados de Astori se desalojan por orden de la Justicia Federal y a pedido de las FFAA, quienes dicen ser los propietarios, invocando una ley de Onganía.
En relación a la actuación del juez federal en estos hechos, Moscovich consideró que “que al menos, el Dr. Vaca Narvaja ha revelado encontrarse funcionalmente dentro de las llamadas causales de “mal desempeño y/o desconocimiento manifiesto del derecho” y en virtud de ello el pasado 12 de abril lo denunció ante el Consejo de la Magistratura del Poder Judicial de la Nación a los efectos de que se analice si corresponde su destitución.

“Aprietes” para evitar más denuncias
Para entender la envergadura de la matriz enquistada desde la última dictadura cívico militar, la posible organización delictiva afincada en la Fuerza Aérea e integrada por militares de alta jerarquía, procedieron a extorsionar laboralmente a todo aquel integrante del personal civil o militar de bajo rango que conozca del accionar ilegal y pretendiera denunciarlo ante la Justicia después de que esta situación cobró estado público.

Los barrios Ampliación Palmar, San Martín, Alberdi, Los Olivos, Viejo Matienzo y Güemes, entre otros, son fieles testigos de los centenares de inmuebles manejados supuestamente de manera ilegal por las FFAA para obtener beneficios personales varias veces millonarios.
“Si lo denuncia será echado de su trabajo o de su carrera militar”, fue lo que en una reunión le dijeron a una de las denunciantes que alquila en una de las casas de barrio Ampliación Palmar y que se desempeña profesionalmente en dependencias militares, durante un encuentro que mantuvieron semanas atrás en las oficinas militares.

Maquiavelo sostuvo en su obra “El Príncipe”, que cuando se practica el arte de la guerra el ejército puede ser propio o ajeno, auxiliar o mixto. El mixto, al igual que el ejército auxiliar, son inútiles y peligrosos porque como sólo luchan por dinero, no tienen interés en morir por otro y se escapan de la lucha o la retrasan. Además de ser desleales, son indisciplinados y tienen ambiciones propias y siempre es preferible tener sus necesidades cubiertas para que no se vuelvan en contra. Las FFAA en Córdoba son una de las madejas del ovillo del poder global.

fte.n.mañana

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar

"La suya es una sociedad de clases, señora, y la suya también, señor, y ténganlo muy en cuenta, si no quieren que su amnesia termine en terapia de choque. También es una sociedad capitalista y accionada por el mercado, uno de cuyos atributos es el ir dando trompicones de una depresión/recesión a otra. Como es una sociedad de clases, reparte los costes de la recesión y los beneficios de la recuperación de forma desigual, aprovechando cualquier ocasión para dotar de mayor firmeza a su columna vertebral: la jerarquía de clases"

Zygmunt Bauman