Guzmán advirtió a los acreedores que "no va a haber otra oferta” y que "al FMI no se le puede pagar ni en 2023"

Economía 21 de abril de 2020 Por Asser Noticias
El ministro de Economía se refirió a los últimos movimientos que se conocieron acerca de la renegociación de la deuda y reconoció que "el rechazo era esperable" por parte de los bonistas, pero que el Gobierno no va a "ofrecer más”. “No se podrá hacer frente a los pagos de los próximos días”, planteó, y afirmó que , por ejemplo, "al FMI no se le puede pagar ni siquiera en 2023".
lombardo-guzman

Mientras el Gobierno tiene el foco, por públicas razones, puesto en continuar con la contención del Covid-19 tampoco puede desestimar un grave problema económico y financiero que heredó de la administración de Mauricio Macri: la deuda externa. En este sentido, y a días de haber presentado una propuesta de renegociación para los acreedores privados bajo ley extranjera, el ministro de Economía les advirtió a estos bonistas que "no va a haber otra oferta”, ante el rechazo de estos, y aseguró que "al FMI no se le puede pagar ni en 2023".

                                                                    PUBLICIDAD

                                           

 
Martín Guzmán adelantó que el Gobierno “no podrá hacer frente a los pagos de deuda de los próximos días". Se trata de USD 500 millones que vencen mañana. Están programados vencimientos de intereses de tres bonos regidos por ley extranjera, aquellos que están siendo negociados dentro de la oferta de reestructuración lanzada la semana pasada.

En caso de no pagar, el Tesoro tiene un plazo de gracia de 30 días para girar el dinero antes de caer en default. Ese proceso se da a la par del plazo de “alrededor de 20 días” que dio Guzmán a los acreedores para decidir sobre la oferta para reestructurar la deuda.

“Nosotros partimos de la base de que la Argentina ya está en una situación de virtual default. Argentina ya no tenía capacidad de hacer frente a los pagos de la deuda programados, nosotros decidimos seguir un proceso sobre la base de la buena fe, se hizo una esfuerzo para establecer ese proceso que llevaba unos meses, durante unos meses se continuó pagando la deuda usando reservas, que eso fue parte de lo que previó la ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva adoptada en diciembre de 2019”, dijo Guzmán en una entrevista con El Destape Radio.
                                                              PUBLICIDAD

                                             

 


El funcionario afirmó que no habrá otra oferta para el pago de la deuda: "La oferta es la que es". En el mismo sentido, cnsideró que se trata de una propuesta "responsable" y que es el producto de lo que se conversó y negoció anteriormente, por lo que "ahora es la hora de los acreedores de definir".

 
"La realidad es que no nos pusimos de acuerdo", expresó Guzmán y explicó que "la otra parte presiona para que Argentina ofrezca más pero no se puede, no es sostenible".

En ese punto, el ministro explicó que los acreedores argumentan que "Argentina debería profundizar el esquema de austeridad fiscal y que eso va a generar confianza en ellos, por lo que se le va a permitir a Argentina acceder a un financiamiento más barato". Sin embargo, Guzmán sostuvo que "eso nunca ocurre", que "bajo ningún punto de vista" habrá "continuidad a ese camino", ya que se trata del modelo implementado por Macri, que fracasó e incluso sin la situación del Covid-19  y la crisis económica global. 

                                                                       PUBLICIDAD

                                                       

Por otra parte, en el diálogo radial el ministro también se refirió al otro pasivo que generó Cambiemos: el caso del Fondo Monetario Internacional. Según reveló, la Argentina pidió un importante período de gracia con el organismo internacional, que respaldó la postura nacional ante los bonistas, ya que el país no está en condiciones de pagarle "ni siquiera en 2023". 

Guzmán advirtió que ni dentro de tres años se le va a poder pagar al Fondo la deuda de más de USD 40 mil millones que contrajo el gobierno anterior en medio de la corrida cambiaria iniciada en 2018. El discípulo de Joseph Stiglitz destacó que su equipo busca un "programa nuevo con el FMI que implique no pagarles nada los próximos 3 años".  

                                                                     PUBLICIDAD

                                                 

fte.polarg

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar

"La suya es una sociedad de clases, señora, y la suya también, señor, y ténganlo muy en cuenta, si no quieren que su amnesia termine en terapia de choque. También es una sociedad capitalista y accionada por el mercado, uno de cuyos atributos es el ir dando trompicones de una depresión/recesión a otra. Como es una sociedad de clases, reparte los costes de la recesión y los beneficios de la recuperación de forma desigual, aprovechando cualquier ocasión para dotar de mayor firmeza a su columna vertebral: la jerarquía de clases"

Zygmunt Bauman