El massismo y un duro presente: entre el "estalla por los aires" y la esperanza de levantar cabeza

Política 18 de agosto de 2017 Por
Este fin de semana será de análisis y retrospección para el Frente Renovador que atraviesa un momento complicado. Los soldados más fieles, se muestran enojados y amenazan con pegar el portazo. Los pro y contras de la alianza con Stolbizer.
73636_3

Serán días y horas clave los que se vendrán para el Frente Renovador que, por estos momentos, atraviesa uno de los momentos más difíciles desde su fundación. Los magros resultados de las PASO amenazan con “estallar todo por los aires”.

Según pudo saberse por información obtenida, son muchos quienes analizan abandonar el espacio y seguir el ejemplo del legislador Marcelo Di Pascuale, quien efectivizó su abandono del bloque y armará una bancada propia y ya negocia con otros massistas para que lo acompañen. 

Es más, entre estos dirigentes que advierten una posible salida del Frente Renovador se encuentran algunos de sus más fieles soldados. “La estrategia que planteamos hizo agua por todos lados”, reconoció a este medio uno de los dirigentes.

En el seno del massismo reconocen que, en este sentido, la alianza con Margarita Stolbizer no habría servido para sumar adeptos y que, incluso, desde el GEN ya estarían presionando para arreglar con Cambiemos.

La realidad es una sola. Teniendo en cuenta los resultados de las primarias, tanto Sergio Massa como Margarita Stolbizer se quedarían afuera del Congreso de la Nación y sus carreras políticas estarían en jaque. 

En el oficialismo están conscientes de ello y buscarán apelar a su “ayuda” para atomizar a Cristina Fernández de Kirchner. Pero esto significaría el quiebre total con las bases que, en su mayoría, se oponen a cualquier tipo de acuerdo con el macrismo. 

Por eso, este fin de semana largo servirá para que tanto Massa como su gente reflexione sobre los resultados electorales y plantee qué es lo que quiere hacer: si seguir dentro del Frente Renovador, si pegar el portazo y arreglar con Cambiemos o, directamente, llamarse a silencio e irse cada uno a su casa.

Fuente:Latecla

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar

"La suya es una sociedad de clases, señora, y la suya también, señor, y ténganlo muy en cuenta, si no quieren que su amnesia termine en terapia de choque. También es una sociedad capitalista y accionada por el mercado, uno de cuyos atributos es el ir dando trompicones de una depresión/recesión a otra. Como es una sociedad de clases, reparte los costes de la recesión y los beneficios de la recuperación de forma desigual, aprovechando cualquier ocasión para dotar de mayor firmeza a su columna vertebral: la jerarquía de clases"

Zygmunt Bauman