Un acuerdo con EEUU permitirá el ingreso de cerdos con peligroso virus al país

Economía 18 de agosto de 2017 Por
El objetivo es exportar carne sin hueso a los Estados Unidos (y limones) e importar productos porcinos desde el país del norte. Los productores porcinos advierten que los cerdos estadounidenses tienen una enfermedad conocida como "Pie Azul" y reclaman la pérdida de 35000 puestos de trabajo.
cerdos pie azul
- "Para vender hay que comprar", enfatizó Buryaile en Rosario.

Los productores porcinos advierten que los cerdos estadounidenses tienen una enfermedad conocida como "Pie Azul". y reclaman normas y protección sanitaria para la Argentina. Preocupa la pérdida de 35000 puestos de trabajo.

Tras la visita de Mike Pence, vicepresidente de los Estados Unidos, que se llevara a cabo ésta semana al país, se negoció con la "gestión Trump" la posibilidad de exportar carne vacuna al país del norte y el ingreso a Argentina de carne de cerdo.

En este sentido, el presidente de la Asociación Argentina de Productores Porcinos, Juan Uccelli, manifestó hoy que el acuerdo pone en riesgo la producción local, ya que Estados Unidos es "un gran emisor" de una enfermedad porcina complicada y que su ingreso "sería desastroso".

En Estados Unidos, los cerdos tienen un virus conocido con el nombre de "pie azul", como se denomina el Síndrome disgenésico y respiratorio porcino.

"En la primera negociación que hubo, en Estados Unidos solicitaron la apertura para la importación de carne de cerdo, y del lado argentino, el ministro (Francisco) Cabrera les dijo que sí. En ese momento vinieron con todo el triunfalismo de que la exportación de limones estaba abierta, pero hasta Agosto de 2017 no ha viajado ni un solo limón para allá. Esto nunca sucedió, antes nos cambiaban por otro tipo de carne, ahora nos regalaron", aseguró Uccelli a Radio Belgrano.

El productor afirmó que no se oponen a la apertura de las importaciones pero que reclaman "una competencia leal", que incluya "resguardo" de las condiciones sanitarias, ya que "existen altas posibilidades" que ingrese al país. Si eso ocurre, sería "desastroso" y "35 mil puestos de trabajo pueden quedar en la calle".

"Lo que pedimos son condiciones similares, resguardo del tema sanitario, algo que como son las condiciones con Estados Unidos, no está dado. Para abrir un mercado se tardan dos o dos años y medio, y acá antes de fin de año va a llegar el primer contenedor", aseveró en declaraciones a la prensa. 

Por su parte, el ministro de Agricultura, Ricardo Buryaile y su par norteamericano deberán definir los rangos de protección para ingresar los productos. Argentina quería ir con la máxima norma, mientras que EEUU exige una intermedia que ya se aplica en su país. "Para vender hay que comprar", enfatizó el funcionario a cargo de la cartera argentina, al tiempo que minimizó el impacto de las importaciones de carne porcina sobre los productores locales.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar

"La suya es una sociedad de clases, señora, y la suya también, señor, y ténganlo muy en cuenta, si no quieren que su amnesia termine en terapia de choque. También es una sociedad capitalista y accionada por el mercado, uno de cuyos atributos es el ir dando trompicones de una depresión/recesión a otra. Como es una sociedad de clases, reparte los costes de la recesión y los beneficios de la recuperación de forma desigual, aprovechando cualquier ocasión para dotar de mayor firmeza a su columna vertebral: la jerarquía de clases"

Zygmunt Bauman